.posthidden {display:none} .postshown {display:inline}

viernes, 19 de abril de 2013

El poder de la música

Hay momentos en que siento que sólo la música nos puede salvar de todos los males y todas las penas. Y el vídeo y el poema que incluyo a continuación expresan muy bien este estado de ánimo que me invade estos días.

Cuando algo no va bien la música nos puede arrancar una sonrisa.




A la música.
Robert Herrick (1591-1674)

Encántame, adorméceme y consúmeme con tus deliciosas armonías;
Déjame arrebatado alejarme en tranquilos sueños.
Alivia mi mente enferma, adorna mi lecho,
Tú, poder que puedes librarme de este dolor;
Hazlo rápidamente, aunque no consumas mi fiebre.

Con dulzura, tu conviertes su fuego voraz en una llama cálida,
Y luego la haces expirar; ayúdame a llorar mis penas,
Y concédeme tal descanso que yo, pobre de mi,
Crea que vivo y muero entre rosas.

Cae sobre mí como un rocío silencioso,
O como esas lluvias virginales que en la aurora
Esparcen su bautismo sobre las flores.
Diluye, derrite mis sufrimientos con tus suaves acordes;
Que yo pueda entre deleites abandonar esta luz,
y alzar mi vuelo hacia el Paraíso.

15 comentarios:

David dijo...

No conocía el vídeo. Joder, los padres del vídeo tenían que haberse separado hace años... El inicio de los primeros compases es como el Romeo y Julieta de Nino Rota. Luego cambia.
La animación no me va mucho... Y la historia, pues tampoco... no sé...

Yo creo que son muchas las cosas que nos pueden salvar de males y penas, pero entre ellas incluyo la música desde luego.

Un abrazo.

PD: No sé exactamente qué estado de ánimo te invade estos días viendo el vídeo, pero sea lo que sea:
Uno
dos
y
tres

abril en paris dijo...

No puedo estar más de acuerdo Mucipa.
A ella recurro siempre que estoy de bajón y su efecto es inmediato. Tambien acompaña las alegrias y las aumenta.
Creo que es un lenguaje universal.
Un video muy elocuente y un poema precioso.

Un beso :-)

Chelo dijo...

Llevas mucha razón de ahi el dicho
"la música amansa a las fieras" ¿No?
Un abrazo.

Mercedes Ridocci dijo...

El vídeo me ha resultado deliciosamente triste, hasta se me ha escapado alguna lagrimina. La música le salvó.
Tus letras son muy hermosas: Que la música caiga sobre nosotros y apacigüe el dolor.

Boris dijo...

Que corto tan bonito, en la inmensidad de Youtube hay autenticas joyas. La música siempre es buen refugio para superar las penas, ponerse a tocar hace evadirse a uno por un rato, yo tengo un teclado y aunque toco de pena la sensación viene a ser la misma.

Por cierto al igual que le paso a más gente en la lista que tienes de blogs no se que paso con el mio que hace un mes se dejo de actualizar justo cuando hice el post sobre Bowie. Luego descubrí que tiene fácil solución, basta con borrar al blog de la lista y luego volver a incluirlo y así ya queda bien actualizado, hazlo cuando puedas, no es algo que corra prisa

Aldabra dijo...

a unos les pasa con la música, a otros con una buena lectura, a otros con el rumor de las olas... cada uno tiene su sanación particular.

pero sí, a mí la música también me transporta, me hace soñar, me relaja, me alegra, me hace vivir.

biquiños,

Marcos Callau dijo...

Sí, la música parece milagrosa. Una buena terapia, sin duda. Muy bueno el video. Besos.

Marcos Callau dijo...

y el poema, por cierto, que me ha gustado mucho.

MucipA dijo...

David:

Claro que hay más cosas que nos salvan de males y penas, pero yo pongo la música en primer lugar porque es lo que más me funciona, sobre todo tocar un instrumento (me meto en la partitura y en cómo interpretarla y no pienso en nada más).
Escuchar música o ver una buena película también me ayuda, pero a veces pueden acrecentar ciertos sentimientos de dolor según el tema o la letra.
En cambio, la música OPTIMISTA que tú me has enlazado en el comentario es perfecta (tanto el tema de Judy Garland como el de Bobby Hebb & Ron Carter los he escuchado bastante estos días y puede que los utilice en un programa de radio que hago con mis alumnos en el colegio cada viernes). El vídeo de Annie me ha resultado simpático.

PD1: David, el estado de ánimo viene por una mala noticia de hospital, últimamente he pisado más de uno de ellos (siempre por gente cercana a mí, no por ninguna enfermedad propia), el año pasado fue mi padre y ahora mi suegro (y también suegro de Crowley), las cosas no acaban de ir bien y ver triste a la gente de mi alrededor a la que quiero es lo que más me afecta. Y en el momento que me refugio en la música es cuando más logro sonreír.

Un abrazo.

PD2: Desde que murió Anro que pienso que la vida hay que disfrutarla a cada minuto y cada segundo (como él hacía) porque nunca sabes cuándo te va a tocar.

MucipA dijo...

abril en paris:

Sí, la música puede aumentar las penas pero también las alegrías, pero eligiendo la correspondiente en cada momento nos puede subir el estado de ánimo.

Besotes.

MucipA dijo...

Chelo:

Te aseguro que la frase se cumple, jeje

Otro abrazo enorme para ti.

MucipA dijo...

Mercedes Ridocci:

La moraleja que se desprende al ver el vídeo me resulta tan tierna... la vida pasa pero la música siempre le acompaña. ¿No es perfecto?

Un abrazo.

MucipA dijo...

Boris:

Sí, rebuscando por Youtube se encuentran resultados preciosos...
Y aunque no toques el teclado de forma profesional, seguro que vives la música de forma intensa cuando tocas y eso vale todo lo del mundo.

PD: ya solucioné el problema de actualización de tu blog.

MucipA dijo...

Aldabra:

Hablar con el mar también es muy efectivo y leer un buen libro desde luego, no lo dudo, y lo he experimentado.

La cuestión es tratar de sentirse mejor cuando estamos de bajón.

Biquiños.

MucipA dijo...

Marcos Callau:

La combinación de música y poesía también es una terapia muy acertada para tratar de ser feliz a pesar de los problemas.

Besos.